De lo que depende el futuro de las obras de la valorización en Armenia

Futuro de las obras de la valorización depende de lo jurídico, lo técnico y después de lo económico: Alcalde de Armenia PUBLICIDAD »GOBERNACIÓN DEL QUINDÍO» “Recibimos un proyecto totalmente abandonado por el...

117
117

Futuro de las obras de la valorización depende de lo jurídico, lo técnico y después de lo económico: Alcalde de Armenia

PUBLICIDAD »GOBERNACIÓN DEL QUINDÍO»

“Recibimos un proyecto totalmente abandonado por el contratista a su suerte, parte de las obras estaban vandalizadas. Ninguno de mis antecesores entregó informes al respecto. Y dentro del CAM, la información se tuvo que recoger de cero, buscando papel por papel”, dijo el mandatario.

Oscar Castellanos Tabares reiteró que el futuro de las obras de la valorización depende de varios aspectos, el primero de ellos, el jurídico, después lo técnico y posteriormente, de la respuesta que tenga el recaudo de la contribución aprobada en 2015, para tal fin.

El mandatario le recordó a todas las personas interesadas en el tema que ampliamente ha explicado su posición al respecto. Lo primero, son los resultados jurídicos que se están alcanzando, recapitulando que no se trata simplemente de unas obras abandonadas por un constructor irresponsable, sino de procesos administrativos y penales con graves efectos para la ciudad, que tienen a varias personas en la cárcel, incluso a ex mandatarios.

“A lo anunciado hace algunas semanas en el sentido de que logramos que el constructor renunciara al contrato, se obtuvo la terminación definitiva del vínculo contractual entre la administración y la Unión Temporal Puentes Armenia, posteriormente siguen otros procesos relacionados con la liquidación de esos contratos, sin embargo avanzan más procedimientos legales para hacer efectivas las pólizas de manejo de los anticipos. Nuestra meta es recuperar cerca de $24 mil millones, a la mayor brevedad, pero todo tiene unos tiempos y además, trámites dispendiosos, teniendo en cuenta que las compañías interponen los recursos a los que tienen derecho por ley”, aclaró.

Simultáneamente a lo jurídico, el despacho del alcalde está trabajando en la parte técnica, teniendo en cuenta que debe ser responsable con las obras que realmente se logren ejecutar, que pueden ser una o varias. Incluso dejar las que se definan lo más avanzadas posible, una vez concluya su periodo el próximo 31 de diciembre.

PUBLICIDAD »EL FOGÓN DE MALAMBO»

“Así mismo, estamos trabajando en el corte financiero, que a mi modo de ver es el más importante y vulnerable porque no depende de nuestra voluntad política, sino de la respuesta de los contribuyentes. Ese será el momento de decidir si la ciudad está en capacidad de hacer las obras y cuántas de ellas. En principio, reiteramos por el procedimiento de la contribución de valorización, que es lo que está vigente, posteriormente insistir en el pago de la misma, al igual que establecer el comportamiento del impuesto predial. Cuando tengamos esa claridad le anunciaremos a la comunidad en forma responsable y bajo el total principio de la transparencia a qué nos podemos comprometer. Antes sería irresponsable”, agregó.

Obras a su suerte: pérdidas deben ser asumidas por el contratista

Vale la pena destacar, que la administración de Castellanos Tabares nunca recibió formalmente ninguna de las construcciones, ni las concluidas y menos las parciales, por sus antecesores en el cargo de alcaldes encargados, y fue su nuevo equipo de trabajo en la Secretaría de Infraestructura el que tuvo que hacer el levantamiento de obra por obra, para establecer el porcentaje de avance de cada una.

“Recibimos un proyecto totalmente abandonado por el contratista a su suerte, parte de las obras estaban vandalizadas. Y dentro del CAM, la información se tuvo que recoger de cero, buscando papel por papel”, comentó.

La administración contrató una obra completa (un puente, una vía), más no suministros. Es decir, que las críticas surgidas porque en muchas de ellas los vándalos las desmantelaron, eso es de absoluta responsabilidad del constructor. Esas pérdidas deberán ser asumidas por la unión temporal, toda vez que los campamentos y el proyecto en sí, estaba a cargo del contratista y no de la alcaldía, incluso su seguridad.

Fuente: Oficina de comunicaciones alcaldía de Armenia

En este articulo

Únete a la conversación