La empresa promocionada por Yeferson Cossio y La Liendra, en la mira de la Fiscalía

La empresa promocionada por Yeferson Cossio y La Liendra, en la mira de la Fiscalía

El reciente hackeo a miles de correos de la Fiscalía evidenció que un fiscal de delitos económicos tiene un expediente sobre la empresa Real Bussines, intervenida por la Supersociedades en 2021, al encontrar que se trataba de una captadora ilegal de dinero. 

Foto portada: Los influencers colombianos La Liendra y Yefferson Cossio.

PUBLICIDAD ALCALDÍA DE ARMENIA, QUINDÍO

 

Cerca de 1.500 personas fueron estafadas.

Varias investigaciones sobre delitos financieros, entre otra información sensible sobre grandes estafas en Colombia, quedaron expuestas durante el reciente hackeo a la Fiscalía General y filtrado por el grupo Guacamaya.

El Espectador encontró un expediente de 100 páginas contra las cabezas de una empresa que contó con el apoyo en redes sociales de dos de los influencers más conocidos en Colombia: Yeferson Cossio y La Liendra. La empresa en cuestión es Real Bussines, dirigida por María Camila Morales y Andryun Ríos Góez, pero que desde septiembre de 2021 fue intervenida por la Superintendencia de Sociedades al encontrar que se trataba de una captadora ilegal de dinero.

 

PERIODISMO INVESTIGATIVO

 

En enero de 2022, Jose Camilo Torres Duque, director de Control del Ejercicio ilegal de la Actividad Financiera de la Supersociedades, le envió un documento a la Fiscalía pidiéndole que investigara posibles delitos cometidos por las cabezas de Real Bussines. Además, le recordó que la información anexada sobre la investigación financiera tenía un carácter totalmente reservado y que terceros no podían tener acceso a esas indagaciones. Sin embargo, el informe está entre las más de 38.000 carpetas con cientos de datos iguales o aún más sensibles que hacen parte del leak de Guacamaya.

Ese expediente contra la captadora de dinero, además de incluir las denuncias de los ciudadanos que fueron estafados, también contiene una orden del fiscal del caso, Iván Gómez Durán, de acumular esas denuncias en un solo proceso, decisión del 22 de abril de 2022. Una pieza clave de este proceso, que investiga los delitos de estafa y captación masiva de dinero, es el documento reservado de la Supersociedades que da detalles sobre cómo Real Bussines terminó estafando a cientos de personas que invirtieron sus ahorros con el fin de recibir ganancias en 12 meses del 6% al 8%.

Las publicaciones de La Liendra y Yeferson Cossio.

Con un alcance en Instagram de 9 millones de personas en el caso de Yeferson Cossio y 6 millones en el caso de La Liendra, sus publicaciones en redes sociales fueron una gran vitrina para Real Bussines. Además, la cabeza de la captadora, Camila Morales, también tenía una cuenta en esta red social con 787.000 seguidores. Las publicaciones que aparecían en estas cuentas han servido a las autoridades para determinar cómo la compañía recogía los dineros. De acuerdo con Supersociedades, las personas también eran contactadas a través de una cuenta de Telegram en la que brevemente se ofrecían los planes de inversión que terminaron defraudando a 1.495 personas de las 3.236 que confiaron en Real Bussines.

Foto: Este era uno de los contratos firmados por Camila Morales con un a de las personas que invirtio más de $10 millones de pesos

 

 

De acuerdo con la Supersociedades, Real Bussines, entre enero de 2020 y mayo de 2021, recogía aportes desde los $100.000 pesos hasta los $100 millones de pesos. Para quienes hacían inversiones superiores a los $10 millones de pesos, la captadora suscribía un contrato con el aportante, en el que la compañía adquiere el compromiso de entregar los rendimientos del dinero invertido cada mes y durante un año. Sin embargo, dice la entidad, nunca se aclara en qué se invertía ese dinero de los aportantes. De los 21 inversionistas entrevistados por la Supersociedades, tres señalaron que Real Bussines les dijo que su dinero era invertido en criptomonedas y en la bolsa de valores.

Foto: Pantallazos de la cuenta de Camila Morales, cabeza de Real Bussines, en la que promocionaba su captadora de dinero.

 

Sin embargo, cuando la Supersociedades le pidió a Real Bussines documentos que demostraran esas inversiones en criptomonedas y la bolsa de valores, no entregó ninguna prueba de ello. Es decir, no se sabe cómo Real Bussines logró generar ganancias cercanas a los $10.000 millones de pesos. Incluso, la entidad gubernamental señaló que de las 272 personas que hicieron aportes superiores a los $10 millones de pesos, todas recibieron los rendimientos prometidos.

Quienes sí terminaron perdiendo su dinero fueron las personas que invirtieron menos de $10 millones: 1.495 personas, pues solo recibían mensajes en sus celulares informándoles la cantidad de dinero aportada y la tasa de interés que su dinero iba a tener.

Fuente: EL ESPECTADOR